Animales y Mascotas

Cuidados del pelaje del pastor alemán de pelo largo

Pastor alemán de pelo largo

Lo primero que se debe tener en cuenta a la hora de sumar un integrante de cuatro patas a la familia, es que no se trata un juguete. Un perro requiere de mucho cariño, amor y cuidados específicos. Además, en el caso de un pastor alemán de pelo largo, una de las consideraciones básicas es que presenta dos mudas de pelo al año. Estos animales cuentan con un par de capas protectoras. Una mucho más corta y suave pegada a su piel, mientras que la segunda – la que salta a la vista –  es más larga, gruesa y dura.

Se trata de una raza fácil de mantener, resistente y no tiene ningún problema para adaptarse a las inclemencias del medio ambiente. Es importante, para evitar conseguir rastros sueltos en el sofá o en las alfombras, que se les haga un cepillado regular para eliminar todo el pelo muerto. La frecuencia ideal es dos veces por semana. Una rutina que, más allá de evitar la formación de nudos o de enfermedades en la piel, permite estimular la circulación sanguínea.

¿Cuál es el secreto para el mantenimiento del pelaje?

El secreto es sencillo. Solo se debe contar con un buen juego de cepillo y peine. Así como con algunos sprays especiales para incrementar el brillo de su pelo. En cuanto al mito de que se les debe bañar con frecuencia, no es más que eso: un mito. No es necesario ‘pasarlos por la ducha’ de manera extraordinaria. A menos que se hayan ensuciado con excremento o sea parte de un tratamiento médico específico.

Con los baños constantes se destruye la capa protectora y la grasa natural de su dermis. De esta forma, se le podría generar irritación en la piel y en algunos casos hasta picazón severa. Las sesiones de agua, jabón y champú deben limitarse a una por mes, como máximo.

Cuando corresponda duchar a la mascota, hay que recordar usar siempre agua tibia y champús especiales para perros. De manera alternativa se pueden emplear fórmulas para bebés, contando siempre con la aprobación por parte del veterinario de confianza. Es importante secar bien para que no quede la piel húmeda.

Materiales recomendados para el aseo del pastor alemán

La apariencia del pastor alemán de pelo largo no es más que un simple reflejo de su estado general de salud. Si al perro se le caen las hebras de manera crónica, sufre de algún trastorno médico o una mala nutrición, su pelaje será opaco, reseco y no tendrá brillo. Si por el contrario es brillante y fuerte, entonces es indicativo de que se encuentra en buena forma.

Los materiales ideales para el mantenimiento de su pelo son el rastrillo y la carda con cerdas de metal finas y juntas especiales. Con estas herramientas no solo se le retira todo el pelo muerto, sino que además se le masajea la piel.

Técnicas de cepillado

El primer paso para comenzar el cepillado, será tener al alcance de la mano todos los accesorios necesarios. No hay que olvidar que por más obediente que sea un ejemplar, estos son perros muy inquietos. Y no siempre están cómodos en este tipo de situaciones.

Al momento de cepillar, empezar desde el ‘tronco’ del animal y no dejar área sin revisar hasta la punta de la cola. Procurando mantener siempre la misma dirección. También hay que limpiar continuamente el peine para que no se acumulen las hebras y no disminuya su eficacia. Para que sea lo más cómodo posible para el perro, se puede peinar a la vez que se les acaricia detrás de las orejas para que lo asocien con mimos.

¿Cómo bañar a un pastor alemán de pelo largo?Pastor alemán de pelo largo

Una vez se haya finalizado con el proceso del cepillado, se puede proceder con un baño completo. Se le moja con abundante agua todo el cuerpo, teniendo especial cuidado con las orejas y la cara.

El agua debe ser fresca. A temperatura ambiente en verano, pero en invierno debe estar un poco más caliente para que no se enfríe muy rápido. Aplicar el champú por todo el pelaje, restregando bien. Y estar muy atentos a enjuagar de forma profunda para eliminar por completo los restos de jabón.

Hay que secar bien con una toalla limpia y dejar que el perro se sacuda. Por último, para asegurarse que quede bien seco, volver a restregar bien con otra toalla seca y pasar un secador de aire frío por todo su cuerpo.

Alimentación nutritiva y perfectamente balanceada

Después de un buen baño, nunca debes olvidar que tienes que volver a cepillarlo para terminar de remover todo el pelo que pudo soltar durante el lavado. Tampoco debes pasar por alto que otro de los grandes secretos para un hermoso pelaje es una buena alimentación. Escoge un pienso de calidad y combina con una dieta a base de carnes.

okdiario.com

Siguenos en Google News como: NOTICIAS VENEZUELA

Noticias VENEZUELA

Deja una respuesta